Se siente traicionado por su club y un grande de Argentina lo quiere fichar

Un gran delantero uruguayo que actúa en un importante club del viejo contienente busca nueva casa en el fútbol de Argentina.

Por Luis Lora
Uruguayo pretendido en Argentina

Un delantero uruguayo que milita en una de las 5 grandes ligas de Europa, se siente traicionado y está en carpeta de un gran club de Argentina. Se trata nada más y nada menos que de Edinson Cavani, quién no se siente a gusto en el Manchestter United. Pues con la llegada de Cristiano Ronaldo, le quitaron protagonismo y lo mandaron al banco de suplentes. El atacante «charrúa» siente que el equipo lo traicionó y por eso busca nuevo equipo.

Te puede interesar: Adiós Manchester: El nuevo equipo que quiere a Edison Cavani

Cavani está próximo a acabar su contrato con los «red devils», por lo que aún le quedan dos meses. Pero desofortunadamente el club le informó que no renovará el vínculo entre las partes y el delantero tiene que buscar otro equipo. Desde el entorno argentino, se dice que un gran club muestra mucho interés por el gran goleador de la selección uruguaya. Incluso es un viejo conocido y el jugador expresó su sueño de querer jugar en ese equipo.

Desde que el Edinson salió del Paris Saint Germain, siempre estuvo la opción de volver a sudamerica a jugar en el gigante sudamericano. Boca Juniors es un club muy atractivo a los jugadores extranjeros, principalmente por su hinchada y su historia, siendo uno de los más grandes del continente americano. Sin embargo en aquel entonces el delantero prefirió alargar su carrera en el viejo continente.

Cavani a Boca, a nada de ser una realidad en Argentina

Varios medios deportivos argentinos ponen a Cavani en Boca la próxima temporada y todo por la incidencia de Riquelme en la operación. El ídolo «xeneize» sigue de cerca al jugador hace mucho tiempo. Por lo que ya las cosas estarían acordadas entre ambas partes, esperando a que acabe la temporada pàra hacer oficial el movimiento. Esto sin duda rompería el mercado de fichaje local en Argentina. Ya que en Brasil están acostumbrados a moviemientos de esta magnitud.