Sadio Mané se despide del Liverpool Football Club: «Nunca los olvidaré»

El senegalés de 30 años de edad se despidió del Liverpool Football Club tras seis años en el equipo. Sus palabras conmovieron a todos.

Por Ricardo Vega G.
Liverpool Football Club

Sadio Mané dejará atrás sus años en el Liverpool Football Club y pondrá rumbo al Bayern de Múnich en Alemania. El futbolista senegalés estuvo seis años con los ‘reds’ y recordó varias de las cosas importantes que vivió dentro del club que hoy dirige Jürgen Klopp. Ahora, se marcha al club ‘bávaro’ con la intención de seguir haciendo historia en su carrera.

Sadió Mané fue transferido al Bayern de Múnich por un valor de 40 millones de euros, más un par de euros más por complementos y bonificaciones. El jugador espera ahora dar lo mejor de sí en el club de Alemania, donde espera ganar la Bundesliga de ese país, como también la UEFA Champions League. El club inglés despidió al jugador y agradeció por lo hecho en el equipo.

El de Senegal aprovechó este momento para despedirse de los fanáticos del club de Anfield y publicó en sus redes sociales un sentido mensaje. Ahí solo agradeció por el apoyo mostrado en los buenos y malos momentos, además de asegurarle a todos los seguidores del Liverpool Football Club que será uno más de ahora en adelante y por siempre.

“Hola, queridos fans. Es difícil encontrar las palabras adecuadas para esto. Solo quiero agradecerles desde el fondo de mi corazón, estoy muy contento de ser una parte muy pequeña de este increíble éxito que tuvimos juntos durante los últimos 6 años. Siempre estuviste ahí. En los buenos y en los malos momentos. Nunca olvidaré esto. Gracias de nuevo. Nunca caminarán solos. Sadio Mané”, explicó el futbolista.

¿Qué ganó Sadio Mané en el Liverpool Football Club?

Desde su llegada al club en 2016, el jugador criado en Bambali, Senegal, ganó todos los trofeos que disputó con el equipo ‘red’. Dentro su palmarés se destaca una UEFA Champions League, un Mundial de Clubes, una Premier League, una Carabao Cup, una FA Cup y una Supercopa de la UEFA. El único trofeo que no pudo levantar al cielo fue la Community Shield, donde perdió en dos ocasiones con el Manchester City.