De la crítica a los elogios: Borja enamora a todos en River Plate

El ex Atlético Nacional anotó su primer gol ante Aldosivi en la primera división del fútbol argentino.

Por Cesar Cardozo
Borja

Borja enamora a todos en River Plate. Desde su llegada a la institución, el delantero colombiano ha sido protagonista en el fútbol argentino con el conjunto de Marcelo Gallardo.

Miguel Ángel Borja ha cerrado todas las especulaciones frente a su llegada a River Plate. El delantero que paso por el Gremio y Palmeiras de Brasil, tiene una tarea difícil que es igualar o mejorar la marca de sus compatriota Rafael Santos Borré y del argentino Julián Álvarez quien partió al Manchester City de la Premier League. Entrenadores como Jaime De la Pava, han destacado el gran rendimiento del jugador.

’A Miguel lo observé varias veces en esa academia y me llamaron la atención su potencia y fortaleza. En ese proceso en el que lo vi, hacía muchos goles’’.

De la Pava recordó cuando era entrenador del jugador en el Deportivo Cúcuta:

«Lo mejor que tuvo siempre fue su capacidad goleadora. Sobresalía en la categoría en la que jugó. Era continuo su aporte, con potencia y un biotipo físico muy bueno. Pero también mostraba mucho carácter: Miguel tiene un carácter fuerte que lo llevó a estar donde está. Cuando lo dirigí, siempre me escuchó y valoró toda la información que le brindé’».

El entrenador colombiano afirmó que el Borja de hoy en día es un profesional mucho más maduro:

«Fue teniendo entrenadores y entornos que le mejoraron sus condiciones técnicas, físicas y personales. Tuve la suerte de dirigirlo de nuevo en el 2016, cuando estuve en Cortuluá, y noté un gran avance. Ya era un jugador más maduro, más fuerte’’.

La dura infancia de Borja según de la Pava

«Su familia era humilde, pero él nunca tuvo un problema. Es un hombre muy creyente, siempre apuesta a que la gente que está a su alrededor tenga lo mejor. Por eso creó una fundación para ayudar. Tierralta es un lugar humilde, en el que el fuerte es la ganadería y la carne -la mejor del país- y su gente fundamentalmente trabaja en el campo. De ahí salen buenos jugadores, pero es difícil».